lunes, 19 de abril de 2010

¿Cómo van las cosas?...


No me voy a quejar, ya voy por el cuarto mes de mi "dulce espera", el cuerpo aún me responde bien y puedo realizar mis actividades diarias sin muchos problemas, aunque me canso un poco más y las ganas de dormir me han aumentado al doble, ni hablar de lo sensible que ando, si hasta con las canciones me emociono y suelto mis lagrimones, la cintura hace un rato que se me perdió, con lo que me había costado lograrla, la ropa ya no me queda del todo y estoy haciendo malabares con la que me puedo poner para ir al trabajo... Más dentro de todo y cada vez que siento que se mueve mi bebé, me lleno de sentimientos alegres y pienso que todo, todo lo vale por él o ella.


4 que sueñan conmigo:

Claudia Canifru dijo...

A pesar de las chorromil dudas, una vez que lo tengas en tus brazos, todo valdrá la pena. En serio.

Y llora nomás por lo que sea, es atroz pero no se puede aguantar y no se pasa con nada.

Cuídense!

Franki dijo...

No te preocupes por la cintura:) el tiempo solucionara esta anécdota, pero la experiencia de estos momentos seguro que sera para toda la vida:) Suerte y vive :):):)
Un beso

María Jesús Verdú dijo...

Bueno, pues sigue sintiéndote así de bien...

Víctor Hugo dijo...

No sabía que estabas embarazada...

felicitaciones!

y paciencia!... lo mejor estpa por venir
;)

saludos
VH